sentir vértigo.


Iba a empezar esta entrada diciendo que hacía mucho tiempo que no sentía vértigo, pero me he dado cuenta de que era la primera vez que lo sentía. 
Sí, aunque suene extraño. 
Pero es que no estoy hablando del vértigo que se siente cuando estas en la última planta de un edificio, o cuando la profesora de gimnasia, en mi caso Isabel, me obligó a soltar las manos de la cuerda para tocar el techo del gimnasio, y mi palidez se convirtió en agallas, y el techo en mi Himalaya.
No. 
No estoy hablando de ese vértigo. Si no de otro mucho más grande, que sólo sientes cuando te haces mayor. Ese que se siente con los pies en el suelo, las manos en las rodillas, y la mente en el futuro.
Que te indica que algo va a cambiar, y que aunque sea probable que el cambio sea hacia mejor ( yo, y esta estúpida manera de pensar en positivo) te hace temblar las rodillas, revolverte el estómago y hasta sentir algo de mareo, como en las situaciones que antes os he descrito. 

Y es que el futuro incierto asusta a cualquiera. Digan lo que digan esos valientes de palo.  Intimida. Pero sentir vértigo, o incluso miedo no es malo, lo malo es que te frene, que no te haga coger energía y pisar con más fuerza hacia lo que vendrá. Incluso saltar a por ello.
Y es que este año empezamos fuerte, y cada vez que soy consciente de lo que vendrá, el cosquilleo empieza y se me pasa por la cabeza huir. Pero no. Este año voy a ser más valiente si cabe. Dicen que el cementerio está lleno de valientes, pero yo creo que estan igualados.
¿saltas conmigo?. 
Traigo energías renovadas, y un paracaídas para dos, por si las moscas.
Ya sabes, mejor prevenir que curar. 
Deformación profesional.


10 comentarios:

  1. Yo, que estoy a un paso de los 27 y llevo un mes pensando que es el fin del mundo me apunto a saltar al vacío para vencer el vértigo.

    Si me la pego por lo menos habré disfrutado el salto :-)

    ¡¡Salud!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. el caso es no dejarse vencer por el miedo. Querido Oscar, ¿sabe usted porque tememos los 30 desde los 25? ¿quien nos engaño?

      brindaremos porque cumpla muchos mas, no se preocupe :)

      Eliminar
  2. Como Oski, yo también estoy a un frenazo de los 27.. y ya veo la curva. Prefiero sentir el vértigo que quedarme mirando desde arriba. ¿Quién sabe? Quizá me guste y todo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja pues como le he dicho a Oski, brindaremos porque cumpla muchos mas, no se preocupe :)
      el caso es no quedarse estático y cuidarse de que la caída se haga en condiciones seguras, el problema no es caerse, el problema hubiese sido, no haberse atrevido a subir o no llevar paracaidas y tirarse.
      Cuidate!

      Eliminar
  3. Después de ponerme al día con tu blog (malditas navidades :-)), sólo puedo decir que soy de los que piensan que el miedo es siempre un estado de alerta para lo que vendrá, y que es mejor sentir miedo, o vértigo, antes que pensar que somos capaces de todo. Luego pasa lo que pasa...

    Cuídate.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. usted es de los mios Ladrón. Mejor entrenar antes de comenzar la carrera. Seguro que usted roba con guantes para que no le pille la policia. jajaja

      Cuidate!!

      Eliminar
  4. También yo creo que el cementerio está igualado, si cabe, más lleno de valientes de palo.
    :)
    ¡Un abrazo y a por todas!

    ResponderEliminar
  5. qué puedo decir yo del vértigo? hace tanto que vivo con él, siempre a mi lado, siempre alertando.. y como dices, no es nada malo sentirlo... Encantada de saltar contigo

    ResponderEliminar
  6. Yo salto sin pensármelo dos veces que con una es suficiente. Yo me fío de tu paracaídas y de tu deformaicón profesional.

    There we go!!

    Un beso fuerte!

    ResponderEliminar

hoy no te acostarás sin ... ¿ comentarme? Anímate!